Lo que no es mediación

Lo que no es mediación

10 comentarios

Desde que estoy en este mundo bloguero leo y leo blogs de muchos mediadores, editores y escritores, noticias en prensa digital, news jurídicas sobre la Mediación y de una u otra forma todos terminan dando una definición, más o menos acertada de lo que es la Mediación. De hecho, en nuestro blog “A Mediar” tenemos nuestra propia definición general de lo que entendemos que es esta forma de resolver conflictos o al menos de intentarlo.

En cambio, no leo por ninguna parte, lo que NO ES MEDIACION, y aprovechando la oportunidad que María Luz Villarroya me brinda para publicar en su estupendo blog, quiero reflexionar acerca de esto, y a modo de decálogo desarrollar diez ideas o propuestas que pienso NO son Mediación o que intenta tener apariencia de pero que no termino de verlo como un claro proceso de Mediación, entendida desde sus principios inspiradores, de voluntariedad, buena fe, deontología profesional, imparcialidad y neutralidad.

1º. No es Mediación y nunca lo será cuando escuchen la publicidad sobre los antes denominados “Agentes de Seguros” y que ahora, “por moda” probablemente se han apuntado al término “mediación”. Si bien, aclarar que en la última reforma del baremo regulador de las indemnizaciones sobre accidentes de tráfico se recoge la institución de la mediación para solventar posibles conflictos en el ámbito de la responsabilidad civil o daños materiales con ocasión de los accidentes de tráfico.

Pero no nos confundamos, los tramitadores, gestores o antiguos agentes de seguros y mal llamados hoy mediadores No son mediadores ni hacen mediación.

2º. Me cansa y me satura escuchar mil y una vez a mis colegas y hasta a algún compañero cercano decir que, como abogados, “ellos llevan toda la vida mediando”. Bien, pues tengo que decir a todos y todas las letradas de España que piensan eso, que NO, que lo que ellos llevan haciendo toda la vida es una negociación entre partes, normalmente dejando fuera de la misma al cliente y que se limitaba en la mayoría de los casos a redactar un burofax de propuesta de arreglo extrajudicial, o algunas llamadas o reunión en el mismo sentido con la contraparte o su representante legal.

Colegas, esto nada tiene que ver con la mediación, absolutamente nada.

Lo único que se deduce de su aseveración: “mediamos de toda la vida”, es el desconocimiento que de la mediación tienen. Entre una mediación y una negociación existen grandes diferencias, sobre todo, toda la parte psicoemocional que los abogados “per se” no la tenemos desarrollada ni nos han formado para ello.

3º. Lo que hacen los Psicólogos clínicos en sus consultas normalmente es Terapia, y los mediadores hacemos mediación, NO hacemos terapia. Por ello los profesionales de la mediación cuando detectamos que un caso concreto necesita de un experto en terapia, lo que hacemos es derivar el asunto a algún psicólogo o psicóloga experto en virtud de si se trata de casos de familia, sexualidad, violencias, salud mental etc. Por lo tanto, la terapia NO es mediación ni estamos preparados para ello.

4º. Confundir muy a menudo la intermediación con la mediación. Intermediar NO es mediar. La intermediación es un concepto muy relacionado con la economía y la banca en la que los “intermediarios” normalmente son comisionistas. Son figuras típicas en la intermediación el “Corredor de Comercio”, “Corredor de Fincas” de toda la vida y que ahora se llaman “APIS” o Agente de la Propiedad Inmobiliaria. Como vemos la intermediación tampoco es Mediación.

. Otra confusión que existe es pensar que en los actuales “CMAC aquí en Granada”, Centro de Mediación, Arbitraje y Conciliación Laboral de la Junta de Andalucía hacen Mediación como nosotros la entendemos. Pues no, lo que se hace en esos centros NO es mediación.

Básicamente es un paso previo y obligatorio en el procedimiento laboral que ha quedado reducido a un escrito de conciliación y un puro acto de trámite en el que muy pocas veces empleado y empresario llegan a ningún acuerdo, respecto al despido del primero.

6º. Otra confusión generalizada es hablar de “Mediación Penal”, cuando en realidad ésta es una herramienta muy específica de la Justicia Restaurativa. En España no existe como tal “la mediación penal”, entre otras cosas porque no existe un sistema que implemente la Justicia Restaurativa. Existe la mediación intrajudicial en el ámbito penal dentro de proyectos piloto, pero sin embargo ésta no está ni regulada en nuestro país actualmente. Y abundar en que no existe una Mediación Penal exógena al sistema judicial. Es una herramienta muy especializada para la que no cualquier mediador está preparado. En mi caso, defiendo y siempre defenderé que los profesionales por antonomasia para realizar estas mediaciones son los Criminólogos formados en mediación, e incluso para ejercer la mediación penitenciaria.

7º. No es Mediación los anuncios de: “abogado mediador” que se comienzan a ver en algunas placas, tarjetas o webs profesionales.

La Mediación no se hace en los despachos de abogados, ustedes perdonen, la Mediación se hace en Gabinetes Multidisciplinares y a ser posible mediante comediación.

Esta es mi apuesta personal, es como yo entiendo la mediación. El abogado-mediador, si media no puede por ética profesional asesorar, pero además si asesora a sensu contrario no puede mediar. Los abogados debemos interiorizar que la mediación es una herramienta más a usar en el despacho y para ofrecerla a los clientes una vez estudiado el caso. Es deber profesional y de deontología el ofrecer todas las posibilidades de solución del problema o controversia. Por lo que una vez se está asesorando, si cabe la Mediación es preceptivo derivar a un Gabinete Multidisciplinar de Mediación, y viceversa, los mediadores una vez firmado el acuerdo, en caso de tener que homologarlo judicialmente deberemos acudir al abogado que derivó a nuestro servicio para la homologación. Además, pensar que los abogados perdemos ingresos si apostamos por la mediación es un pensamiento muy simplista, dado que a corto plazo es esa la sensación que da, pero a posteriori se podrá constatar que esto es una entelequia que anda por ahí en el ambiente jurídico. No se pierden ingresos, se ganan clientes puesto que la mediación es una gran herramienta de fidelización de clientes y esto a largo plazo redunda en imagen de marca y más clientes.

8º. No es mediación lo que proponen en muchas instituciones; me da igual la que sea, en las que quieren formar a trabajadores internos y realizar mediación endógena y endogámica. No, esto lo llamarán Mediación, pero no lo es. No entiendo que se pueda mediar por mediadores desde dentro del foco del conflicto. Por ejemplo, en la denominada “mediación escolar” son muy proclives a formar profesores y alumnos para solventar sus problemas internos. Podrá resultar satisfactorio, no digo que no, pero esto No es mediación. ¿Dónde quedan lo principios inspiradores de la Mediación, que son los que le dan sentido al proceso? Un profesor o un alumno por muy mediadores que sean, no están legitimados para mediar en su entorno. Podrán mediar en el Colegio de enfrente o en el del otro barrio, pero no en el suyo. El mediador por antonomasia debe de ser ajeno al conflicto, neutral e imparcial, volvemos de nuevo a que el profesional de la mediación debe de ser exógeno al ámbito del conflicto.

9º. No es Mediación el proceso que se desarrolla en la actualidad en las Oficinas de Consumo. Lo llaman así, pero es un proceso escrito en el que las partes desaparecen. Es otro paso formal por escrito y previo a la vía arbitral. Tiene más de conciliación que de Mediación.

10º. Y para acabar este decálogo, No es Mediación la formación vía online.

No entiendo que se pueda engañar a tanta gente, con la multitud de ofertas de cursos de formación ofertando aprender a ser mediador vía online.

No, a mí no me engañan, la verdadera Mediación se aprende presencial porque la Mediación es un proceso básicamente oral y gestual, de comunicación en un 80 % y como comprenderán esto se pierde de forma online. Aprendemos a mediar con juegos de Roll Playing, con simulacros de mediaciones reales, teatralizando situaciones y casos. Decimos que los mediadores gestionamos comunicación y la comunicación no verbal difícilmente se puede aprender a distancia.

Tomas Prieto Moraleda, Abogado, Criminólogo y Mediador.

10 comentarios en “Lo que no es mediación

  1. 11 Abril, 2016 at 8:44 am

    COMPARTO PLENAMENTE LO DEL RECHAZO A LA CAPACITACIÓN DE MEDIACIÓN ON LINE.
    DISCIENTO EN TODO EL RESTO TOMANDO LA MEDIACION QUE RESPONDE AL SIGLO PASADO.
    YA EN 1998 ELABORE MI primer programa de Mediación multidisciplinaria que ineludiblemente debe estar integrada al Mediador.
    La mediación negociativá fue un primer paso para el reconocimiento de las razones del otro y recíprocamente a fin de llegar a un acuerdo negociado pero que seguramente por mi formación interdisciplinaria , nunca se basó en la mera negociación.
    La realidad es que la mediación sentó las bases de solución de conflictos de manera pacífica.
    Como tal todo lo que pretenda descalificar las diferentes técnicas de las que se valga un mediador se ha quedado un paso atrás. Lo sustancial es colaborar creativamente estimulando la empatía y la imaginación la solución de conflictos.
    Deseo agregar una nota personal hace 40 años cuando me recibí de abogada y psicológica paralelamente, me constituyó en abogada de muchas empresas y curiosamente desde mi rol de abogada , contemplando derechos y obligaciones muy lejos de hacer terapia pero si desde una mirada de lo emocional que había en los conflictos era una abogada muy ponderada por las empresas por que podía colaborar en la solución de conflictos interempresariales como intraempresariales. Sin litigar..Esto no significa quee no he pisado tribunales como una referencia puedo decir que en pleno proceso militar fui la única abogada que ganó 500 juicios de los 2000 despedidos de fabricaciones militares. Ni que tampoco puse el cuerpo cuando en casos de violencia conyugal debo ayudar a escapar con lo posible para preservar la vida de las damnificadas mientras sustancias Lasa pertinentes denuncias civiles y penales..
    Pero regresando a mi mirada sobre lo que hoy debemos entender por mediación. El que olvida la integración de técnicas como dialogicas , circulRes narrativas, PNL estrategias y tácticas y como caja de Pandora todas las herramientas que no impliquen otra labor que la de colaborar con el reconocimiento de lo que es Ser Humano. Se ha quedado en la historia de lo que es Mediar. El que se queda anclado en la mirada de la mediación judicial , a mi criterio no ha comprendido la distancia que hay entre un abogado convertido en mediador y que por otra parte sigue motivando para sobrevivir. No es un buen mediador. Las miradas son absolutamente diferentes , mientras unos buscan elementos con los ojos en la nuca para armar un litigio. El mediador toma el pasado para tratar de reformulerlo humanisticamente y lograr una mirada de acuerdos sin litigio y eso se basa en la comprensión recíproca. .
    De hecho el gran cambio y oportunidad de crecimiento y desarrollo personal no se logra negociando. Se logra mediante la comprencion recíproca aunque sea dolorosamente incompatible. CUENTO CON INFINIDAD DE CASOS PARADIGMÁTICOS.
    DESDE YA LA MEDIACION CONVENCIONAL APLICADA A LOS JÓVENES HA SIDO CATASTRÓFICA .HE TENIDO OPORTUNIDAD DE ALERTAR AL MINISTRO DE EDUCACIÓN SOBRE EL TERRIBLE ERROR QUE CONTARÍAN, LAS NEURONAS ESPEJO EN ESA ETAPA ESAS NEURONAS SÓLO SE ESPEJAN ENTRE SI.Y SÓLO SERVIRÍA PARA FIJAR A LOS JÓVENES EN SUS INTERESES Y POSICIONES LO QUE LOS LLEVARÍA A CONFRONTAR CON AQUELLOS QUE SE OPUSIERAN A LAS MISMAS.
    ESTO LLEVO A CAOS SOCIALES DONDE LOS JÓVENES CONFRONTARON CON PROFESORES Y AUTORIDADES NO CONTRUCTIVAMENTE .
    RECUERDO A UN GRAN MAESTRO ARGENTINO QUE DESPUÉS DE VIVIR 10 AÑOS EN EEUU EXPOSO EN UN HOTEL MUY IMPORTANTE DE Bs As el Dr. CUETO RÚA DIJO…QUE LAS MEDIACIONES EN DE UU PODÍAN DURAR HASTA DOS DÍAS ENTRE OPERARIOS Y EMPRESARIOS HASTA QUE A PARTIR DE LA COMPRENCION DE LAS CIRCUNSTACIAS SE LLEGABA A UN ACUERDO , SIN QUE INTERVINIERA EN ABSOLUTO LO JUDICIAL.
    TAMBIÉN DIJO QUE UN MIDIADOR DEBE SER UN ENAMORADO DE TODAS LAS MANIFESTACIONES DEL HOMBRE Y NATURALEZA.
    EL DE.REMO ENTELMAN DIRECTOR DE LOS CURSOS PERMANENTES Y CONTINUOS SOBRE ESTRATEGIA Y PREVENCIÓN DE CONFLICTOS. EN UBA Y CARI SOSTENÍA QUE ERA IMPERIOSA LA INTEGRACIÓN DE LA INTERDISCIPLINA EN EL MEDIADOR.
    Partiendo de estos principios es que sostengo que debemos abrir nuestra mente.
    Las personas creativas son aquellas que crean cosas las cuales con el tiempo serán comprendidas. Las personas creativas cámbian con su modo de pensar y actuar a quienes los rodean Gardner.
    Aceptemos de un vez que capacitar a quienes capacitar ya sea Mediadores o Maestros .deben apuntar a la comprensión de un mundo atravesado por todos los medios .La escénica del rol del docente debe pasar también por un alerta no sólo a la violencia escolar sino también al curso que acabo de lanzar para capacitar emocionalmente al Alerta docentes !!! Violencia parental . Basada en técnicas para el desarrollo de la percepción sobre los Estados emocionales de los niños a fin de garantizar su desarrollo integral como seres humanos. Como asi tambien ponerlos en autos respecto de las obligaciones legales intenacionales y de la SCJNA amén de las estura piramidal generada en caña para preservar l integridad de los niños.
    Todo lo que hagamos en pos de la construcción de la Paz. Vale la pena que sea ponderado sin prejuicios de estructuras creadas por el hombre que nada indica que su mirada no pueda ser ampliada. En pos del bien común.
    Recuerdo un caso judicial de índole laboral en el que se convocó a al perito judicial …donde informó que se podía construir una casa sin repaldo técnico idóneo. En el momento de Cerro la prueba Yo como abogada de la empresa vendedora de Higueras manifiesto como medidas para lograr la verdad de la responsabilidad ante este nuevo informe. Solicita se abriera la prueba a fin de que se informe si las viguetas respondían a la norma si dentro de los paquetes figuraban las indicaciones de colocación.La jjueza en pos de la verdad hizo lugar.yo irónicamente manifesté la imprecisión del informe del perito….se puede cruzar una calle con semáforo en rojo. Si se puede la pregunta es si se debe.De ello inferinos la imprecisión del informe a V.S que debe ser el asistente preciso sobre los hechos.
    La jueza me hizo lugar…fuera del período de prueba se libraron oficios para constatar sobre si por lo menos la técnica de colocación constaba en los paquetes y si las viguetas respondían a las normas.
    Del resultado de ese informe y la comparación con las fotos acompañadas por el propio actor. Quedó de manifiesto que la falta de idoneidad técnica y de incumplimiento de las indicaciones..Dieron vuelta plenamente el resultado de una sentencia cuyo único responsable el que se presentaba como damnificado. ( el actor por impericia e imprudencia había quedado cuadriplegico) y el imputado gracias a esta medida fuera de los límites procesales Creatividad en pos de la verdad. Dieron vuelta de manera radical el resultado de una sentencia. Mi cliente no era responsable del accidente sufrido por el actor.
    De una buena vez comencemos en pos del bien común a romper estructuras perimidas.
    Aquí nuestro mis dos perfiles cuando aun la mediación no había nacido ni se conocía en Argentina.
    Hoy me presentó como abogada consultora investigadora y mediadora tránsdisciplinaria.
    No litigo.ya es una instancia para mi privativa de determinados casos.
    La manera de abogar del siglo XXI ES LA MEDIACION.LOS CIUDADANOS CON COLABORACIÓN DE UN ESPECIALISTA DEBEN APRENDER A DECONSTRUIR SUS CONFLICTOS. Y DIGO MÁS ESE ACUERDO TIENE VALOR DE CONVENIO ENTRE PARTES TAN ENECUTABLE COMO UN DOCUMENTO EN EL CASO LA FECHA CIERTA DE LA MEDIACIÓN.
    LOS DALUDO CON AFECTO.

    Responder
    • 10 Septiembre, 2016 at 10:06 am

      Muchas gracias por su comentario. Disentir es elprincipio para el diálogo, estamos en el buen camino.
      ¿Un agente de Seguros es un mediador?
      ¿El proceso escrito y sin las partes presentes en consumo es mediación?
      ¿La negociación entre letrados extrajudicial y escrita es mediación?
      ¿Lo que se hacen en la Banca “intermediar por comisión” es mediación?
      etc etc
      No se en su país, aquí en el mío, tendremos una mediación del siglo pasado, pero entendemos que todas estas situaciones que se dan a diario NO son mediación.

      Responder
  2. 11 Abril, 2016 at 7:22 pm

    Solicité a un abogado que hiciese de mediador con mi empresa por acoso. Bajo ningún concepto quería litigio.
    No sólo no medió, sino que me engañó y estafó conduciéndome a un juicio en el que actuó contra mí.
    De haber conocido de su existencia hace cinco años…
    Ahora es tarde para mí. Nada me quita las consecuencias de lo sufrido, el estigma. Y la desconfianza en la justicia y abogacía.

    Responder
    • 10 Septiembre, 2016 at 10:00 am

      Siento muchísimo lo ocurrido Ángela Raya, y si han pasado cinco años espero que la herida esté curada. Desde mi posición como abogado y mediador le pido disculpas y entiendo como se siente.
      De cara al futuro busque a los profesionales de la mediación, gabinetes multidisciplinares y no busque abogados “que dicen ser mediadores”.
      Muchas Gracias por su comentario.

      Responder
  3. 9 Septiembre, 2016 at 12:47 pm

    querido Tomás, coincido plenamente y al cien por cien… felicidades, claro alto y sencillo lo has dicho

    Responder
  4. 10 Septiembre, 2016 at 6:37 pm

    Puntualizaciones a “vuela pluma”.
    Convendría recordar -en lo general- que la Ley 5/2012, de 6 de julio “se circunscribe estrictamente al ámbito de competencias del Estado en materia de legislación mercantil, procesal y civil, que permiten articular un marco para el ejercicio de la mediación, sin perjuicio de las disposiciones que dicten las Comunidades Autónomas en el ejercicio de sus competencias” y que “En ningún caso pretende esta norma encerrar toda la variedad y riqueza de la mediación.”
    Y en lo particular, lo siguiente:
    “Otra confusión generalizada es hablar de “Mediación Penal”, cuando en realidad ésta es una herramienta muy específica de la Justicia Restaurativa. En España no existe como tal “la mediación penal”.
    Bueno, hay otros puntos de vista: https://youtu.be/aPnD4oOKFS0
    El mediador de seguros es un asesor que aconseja al cliente sobre las modalidades de seguro y coberturas que más le convienen en función de su situación personal y, para ello, analiza los riesgos a los que está expuesto y los perjuicios económicos que pudieran surgir como consecuencia. Con este análisis señala cuál es el tipo de seguro que precisa cada cliente para garantizar la correcta cobertura de sus bienes asegurados.
    En España, los mediadores tienen denominaciones y características diferenciadas, en función de su relación con las compañías de seguros:
    Agentes: expertos que trabajan para una o más compañías de seguros. Pueden ser:
    Agentes exclusivos: trabajan con una sola entidad aseguradora.
    Agentes vinculados: trabajan con varias entidades aseguradoras.
    Operadores de banca-seguros: expertos que desarrollan la actividad aseguradora a través de las redes de distribución de las entidades de crédito. También pueden ser exclusivos o vinculados.
    Corredores: expertos que ofrecen asesoramiento profesional e independiente, sin mantener vínculos con entidades aseguradoras, a quienes quieran contratar un seguro.
    Está regulada por la Ley 50/1980, de 8 de octubre, de Contrato de Seguro, modificada por la Ley 20/2015 de 14 de julio de Ordenación, Supervisión y Solvencia de las Entidades Aseguradoras y Reaseguradoras, y no parece que pueda dar lugar a ningún tipo de confusión con la Mediación en otros ámbitos, ni con la figura recientemente incorporada en la reforma del baremo regulador de las indemnizaciones sobre accidentes de tráfico, ni con los mecanismos de solución de conflictos regulado en el art. 97 de la última ley citada, en concreto: “97.3.- Igualmente, podrán someter sus divergencias a un mediador en los términos previstos en la Ley 5/2012, de 6 de julio, de mediación en asuntos civiles y mercantiles.”
    Por último, en relación a la Mediación Online, solo el desconocimiento de aquella puede avalar las afirmaciones excluyentes incorporadas al post. El primer servicio de mediación en línea se remonta al año 1996, en Maryland, USA, en realidad como iniciativa de un proyecto de investigación y divulgación del Programa de Resolución de Conflictos en la Universidad de Maryland y en el Centro de Mediación On-Line de su Escuela de Derecho. Diseñado inicialmente para los residentes de Maryland, abordaba litigios de derecho de familia bajo la legislación de ese Estado de la Unión, con el objetivo de demostrar los beneficios de la mediación en línea como alternativa a la resolución de conflictos presencial.
    Con toda probabilidad, en 1996, ni el 95% de los actuales mediadores civiles y mercantiles inscritos en el Registro de Mediadores del Ministerio de Justicia de España habían siquiera oído hablar de Mediación y mucho menos conocían el proceso ni sus procedimientos.
    Por lo demás sigo compartiendo una de las primeras conclusiones a las que se ha llegado en el X Congreso Mundial de Mediación, celebrado en Genova, Italia, en septiembre, 2014: “Según el contexto, la mediación puede asumir formas prácticas y significados diferentes, por eso se debe salir de una definición unívoca y de sus límites. Trabajar en nuevos ámbitos, puede conllevar desarrollar nuevas metodologías incluso con desigualdad de poder, es un reto abierto.” (Foro de Mediación y márgenes de aplicación).

    Responder
  5. 20 Septiembre, 2016 at 10:28 am

    Estoy de acuerdo con todo, los considero como principios básicos de la Mediación.

    Hay un recelo hacía la Mediación que me tiene totalmente desconcertada, no entiendo ese rechazo, la Mediación construye, suma y beneficia a todos: a las partes en conflicto, a los profesionales, a la sociedad en general, se necesitan instituciones, asociaciones, apoyos…..y mucha, mucha divulgación para que sea conocida, por otra parte hay un escepticismo entre sus detractores que creo que utilizan como coraza, piensan que le va a quitar trabajo y no es así.

    Responder
  6. 11 Octubre, 2016 at 11:23 am

    Gracias María Luz Villarroya por esta oportunidad, y enhorabuena.
    Siempre coincidimos algunos profesionales de la Mediación por estos lares…, por ejemplo Tomás Prieto !! En la web de nuestra consultoría http://www.solucionamediacion.com existe una pestaña que dice ” Que No es Mediación”, y desde el año 2012 que se creó, de hecho ahora estamos inmersos en un proceso de renovación digital, pero no quiero que esta pestaña desaparezca.
    Me parece que cada vez es más necesario explicar este asunto, y coincido con mis predecesores en los comentarios. Es difícil encontrar difusión de la Mediación con profesionalidad, con calidad y excelencia, pero es muy fácil oir “intermediar”, “conciliar”, incluso, “terapia”, que se extienden cómo la polvora !.
    Un abrazo a tod@s.
    Begoña Echezarreta

    Responder
  7. 13 Octubre, 2016 at 2:31 am

    Esto que indicas: ” Lo que hacen los Psicólogos clínicos en sus consultas normalmente es Terapia, y los mediadores hacemos mediación, NO hacemos terapia. Por ello los profesionales de la mediación cuando detectamos que un caso concreto necesita de un experto en terapia, lo que hacemos es derivar el asunto a algún psicólogo o psicóloga experto en virtud de si se trata de casos de familia, sexualidad, violencias, salud mental etc. Por lo tanto, la terapia NO es mediación ni estamos preparados para ello. ”
    ___

    Creo requiere ciertas puntualizaciones; la primera resulta en el entendimiento de que es más probable logre un conocimiento, y praxis, en los procesos (tal que ventaja) de mediación el/la psicólogi/a, como el/la filósofo del lenguaje. De esto poco o nada conocen los/as abogados/as que se han pasado (tarde) al conocimiento en las materias. La segunda. en la praxis no se deriva a estos/as profesionales, aunque “suena” estupendo indicarlo. Lo que suele suceder es que se mencionan tal que “herramientas” (por “mediadores/as”) sin llegar a reconocer que – una vez en los procesos – son herramientas exógenas a la mediación, pero que les pertenecen a disciplinas concretas en las que si hay expertos(as; y éstos/as no son los/as mediadores/as (pues sólo tienen nociones de las mismas). No habrá que confundir, en ningún caso, “procesos” con “procedimientos”. Pues mediar, realmente, es “andar” en procesos, no en procedimientos (esto se comprende para el caso de una visión legalista: procuradores, abogados, gestores de fincas, etc.). La realidad es que no se deriva, lo que de hecho sucede es que cada vez advierto un mayor intrusismo profesional: economistas en el “coach” y la mediación, abogados/as sentando cátedra sobre las “emociones”, etc. Hasta el punto en el que el ridículo se hace obvio. Esta especie de nuevo/a hombre/ mujer del Renacimiento (donde prácticamente sólo acontece en esto que hemos pasado a denominar “mediación”) es lo que nos ha devenido, no otra cosa.

    Por consiguiente, hemos pasado de las opiniones profanas (doxa) a un “expertismo” que no beneficia a la “mediación”; acaso sólo a intereses económicos derivados de su implantación, no quedando ajenos aquellos derivados de la formación contínua. Y que yo destaco como “lucro contínuo”. Pues “media” un elemento importante, que podríamos calificar – casi – como: “engañoso” (por ser “suave”). No es otro que aquel que coloca en la formación a personas a las que se les/as hace pasar por expertos/as , sin que realmente lo sean. No tenga nada que ver ser “mediador/a” con conocer acerca de procesos cognitivos. Para esto ya contamos con profesionales; esto responde a una cuestión fundamental, y es la de quienes están autoerigiéndose en conocedores del “medio”; de esas mal llamadas “herramientas” de las que hace uso la mediación en España. Otro desarrollo mucho más amplio merecería mencionar la PNL, el Coach, la Bioneuroemoción … que tanto daño han hecho, y tanto han derivado la atención, sobre la perspectiva de abordaje real en la interpretación , etiología y “manejo” del lenguaje de las partes inmersas en conflictos y – por ende – en los procesos de mediación. Y, sobre lo cual, se han montado (en casi idénticas Condiciones) auténticos negocios, sin otro auténtico objeto.
    ___

    Responder
  8. 13 Octubre, 2016 at 2:42 am

    Por otra parte, al respecto del: (apabullantes las citas y referencias a normas y Congresos varios; que me resultan un mero formalismo expositivo)

    ” X Congreso Mundial de Mediación, celebrado en Genova, Italia, en septiembre, 2014: “Según el contexto, la mediación puede asumir formas prácticas y significados diferentes, por eso se debe salir de una definición unívoca y de sus límites. Trabajar en nuevos ámbitos, puede conllevar desarrollar nuevas metodologías incluso con desigualdad de poder, es un reto abierto.” (Foro de Mediación y márgenes de aplicación).” …

    Me es completamente indiferente, pues de lo que se trata (desde un punto de vista de la praxis actual. REAL) es de como se ha contemplado – exclusivamente – tal que una nueva fórmula de negocio (esta modalidad). No contemplo mucho más, pues es bien distinta una declaratoria de bonitas intenciones dictadas en un Congreso con lo que de hecho esté aconteciendo (fórmula de negocio).
    ___

    Responder

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

15 − 13 =